Las playas de Asturias se caracterizan por, o bien ser playas urbanas, o bien ser playas entre la naturaleza. Estas últimas, normalmente entre acantilados, presentan una belleza incomparable, y nada tienen que envidiarles a las playas del Mediterráneo.
La Playa de Gulpiyuri es, en concreto, muy especial. Se trata de un paraje natural donde la playa se encuentra tras un acantilado. Gracias a un agujero en la roca de tal acantilado el agua penetra y tras él se encuentra una playa pequeña pero con mucho encanto. Eso sí, que haya agua o no depende de las mareas, así que puede que os encontréis con que el día que vayáis no haya agua.
Así es la playa cuando la marea está alta.
Fuente: Wikipedia
Gulpiyuri se encuentra en el norte del pueblo de Naves, entre Ribadesella y Llanes. En la actualidad se encuentra aislada y el aparcamiento queda a unos cinco minutos caminando de la misma playa. Esto ayuda a la buena conservación del medio que la envuelve.
Si visitáis Asturias no os perdáis esta joya de la naturaleza, un placer para los sentidos y un magnífico lugar donde disfrutar de un buen día de playa.
Desgraciadamente cuando la visité el agua solo llegaba hasta la cueva.
Detalle de la cueva.

 

Links de interés:
Autor

3 Comentarios

  1. A finales de octubre voy a ir a visitarla, fui hace mucho tiempo con el instituto y ni siquiera le preste atención, ahora me muero por fotografiarla y disfrutarla 🙂

Escribe un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está aceptando nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies