No podemos pasar por Teruel sin visitar uno de sus lugares más emblemáticos: el mausoleo de los Amantes de Teruel. Isabel de Segura y Juan de Marcilla fueron los protagonistas de una historia apasionada que acabó en tragedia.  A pesar de que la historia de los amantes es conocida por muchos, hay algunas curiosidades que la rodean.

Las manos unidas de los amantes de Teruel

La historia
Cuando los jóvenes se confesaron su amor, él fue a pedirle la mano al padre de ella, que se la negó porque al ser el segundo hijo de su familia, no tendría derecho a una herencia.

El padre de Isabel le dijo al chico que si tanto la quería, que le concedía 5 años para irse y hacer fortuna y al volver le concedería la mano de su hija. Los cinco años pasaron y el padre la casó con otro hombre. Cuando Juan de Marcilla regresó enriquecido, le pidió a Isabel un beso, y ella se lo negó porque estaba casada. Cuenta la historia que el joven murió al instante.
El día de su funeral llegó una joven vestida de negro y con el rostro cubierto y se acercó a él. No era otra que Isabel de Segura, que iba a concederle el beso que le pidió en vida. Y al acercar sus labios a los de él, la joven también cayó muerta. 

Los cuerpos de los amantes
En la primera planta del museo encontramos el claustro donde están enterrados los amantes, un espacio donde se encuentran las dos estatuas de mármol que hizo el escultor Juan de Ávalos.

Los cuerpos de Isabel y Juan siguen enterrados en el mausoleo y es posible verlos, ya que se encuentran en las tumbas de mármol que se ven en la imagen, justo bajo los cuerpos tallados de los fallecidos.
Durante la visita nos contaron que no es posible saber si esos cuerpos son, a ciencia cierta, los de la historia. Cuando se encontraron los manuscritos que especificaban el lugar exacto donde habían sido enterrados los cuerpos, se asumió que eran los de la pareja. Lo que si se ha comprobado científicamente es que ambos cuerpos pertenecen a dos jóvenes del siglo XIII. 

 

Los amantes de Teruel
Las esculturas de Juan de Ávalos
El escultor Juan de Ávalos talló estas esculturas que guardan mucho significado y que representan el momento de la muerte de Isabel de Segura. Por un lado, Juan de Marcilla se encuentra casi cubierto con la sábana. Esto es porque en el momento de besarle Isabel, ya lo iban a cubrir para enterrarlo. En cambio, ella tiene la sabana bajo el cuerpo.
Otro de los elementos significativos de la escultura es la forma en la que están talladas las manos, sin llegar a entrelazarse del todo. Además, las miradas de los jóvenes no llegan a cruzarse. Con esto se quiso representar el amor imposible de la pareja. 
Bajo los pies de cada uno está representado el escudo de su familia.

 

La cúpula del Claustro

 

Los Romeo y Julieta de Teruel
La historia guarda muchas similitudes con la ficción teatral de Shakespeare, “Romeo y Julieta”. Al parecer, el autor inglés y Miguel de Cervantes habrían mantenido correspondencia en la que el escritor español le habría hablado de esta tragedia a Shakespeare y este se inspiró en Isabel y Juan para escribir una de sus obras más conocidas.
Tonto ella, tonto él
¿Quién no ha oído alguna vez aquello de “Los amantes de Teruel, tonto ella y tonto él”? Pues al parecer es una frase que no tiene ningún significado y que simplemente se utiliza porque rima. A pesar de que a muchos turolenses no les gusta, reconocen que la frase hace que se hable de Teruel y atrae al turismo que quiere conocer la historia de los amantes.

 

Exterior del mausoleo
Autor

5 Comentarios

    • Hola Trini! Yo tampoco tenía ni idea, nos lo contaron en la visita guiada y me pareció interesantísimo que dos personajes de la literatura como Cervantes y Shakespeare se escribieran y hablaran de los amantes de Teruel!!

      Un saludo, y gracias por tu comentario;)

  1. Yo pensaba que los amantes de Teruel eran del Renacimiento y no de la Edad Media. Y tampoco conocía bien su historia. La verdad es que la literatura está plagada de historias de amantes donde el dinero juega un papel esencial, ya desde el Siglo de Oro. Poderoso caballero…

    Iván 😉

    • tu comentario me ha hecho un montón de ilusión cari;) La verdad es que a mi me encantó conocer su historia y todas las curiosidades que la rodean! Un destino muy recomendable.

Escribe un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está aceptando nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies